La roca y el fuego.
Cuentos

La roca

La roca
En una tribu lejana mujeres y hombres se reunían en torno al fuego para vibrar con el amor.
No se trataba de ningún rito, no compartían ninguna religión, no hablaban de política mucho menos de compasión.
Solo se unían como seres vivos en busca de contención.
Entre ellos no existía jerarquías impuestas por un ser superior, reconocían el paso del tiempo como única forma de evolución.
Cierto día un miembro del grupo al fuego una roca le agregó todos quedaron mirando, ninguno puso objeción.
La roca era enorme y a los que se encontraban frente a ella sombra les provocó. A muchos pareció no importarles la nueva imposición, otros se corrieron un poco hasta sentir de nuevo es sus cuerpos el calor.
No obstante, solo uno de ellos vio en la roca la posibilidad de cambiar para mejor, así que en los días de lluvia la usaba como protección, en las noches de verano se colocaba en su sombra para evitar el calor y durante el invierno la acercaba un poco al fuego y la usaba como calentador.
Esto lo hacía delante de todos sin generar en los demás ninguna reacción.
Continuaron padeciendo el frío y también calor, mojándose en las noches de lluvia por no tener protección.
Para muchos alejarse de su zona de confort nunca fue una opción, así eran felices no había necesidad de andar girando en torno al calor.
La roca escrito por:
Gabriela Motta.
Bella Unión.
11-09-19.
Si te gustó, comparte.

Autor

gabrielamottavierapitin@gmail.com
Escribir me permite soltar el pasado, vivir el presente y esperar libremente el futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *